En Alegra nos gusta dar a conocer algunas de las técnicas que habitualmente se utilizan para mejorar en las terapias. La proyección de futuro en el día a día, de cualquier persona puede resultar interesante, pero más aún en las difíciles circunstancias que en ocasiones se encuentran algunos de nuestros clientes.

Resulta entendible que ésta técnica proporcione unos beneficios relacionados con el placer y el bienestar.

Esta técnica consiste en dedicar unos minutos a construir una escena en la imaginación. Esa escena está formada por los deseos que cada uno quiera conseguir en un futuro a medio plazo. Es decir, nos imaginaríamos a nosotros mismos en esa situación futura. ¿Y cuáles serían los detalles? Pues dependiendo de lo que se necesite, podría imaginarme teniendo un trabajo estable en el que todos me valoren, teniendo unos compañeros agradables y un jefe comprensivo, o una pareja que comparta los mismos gustos musicales y con la que vaya a conciertos, o con ese coche que siempre quise comprar pero nunca encontré el momento adecuado.

Ésta técnica consiste en construir una escena en la imaginación está formada por los deseos que cada uno quiera conseguir en un futuro.

Como vemos en los ejemplos, se pueden utilizar en la proyección de futuro del día a día, desde deseos imposibles, hasta necesidades básicas, pasando por posibilidades sencillas que sean susceptibles de ser conseguidas.

Resulta entendible que ésta técnica proporcione unos beneficios psicológicos, relacionados principalmente con el placer y el bienestar. Dichos resultados están comprobados en estudios con pacientes oncológicos, o pacientes con dolor crónico.

Por ello, sus virtudes como técnica, abarca diferentes situaciones. Se puede utilizar para situaciones a la que le tenga miedo, y me imagine superándolas. Se puede utilizar para enfermedades en que la curación es difícil o imposible, y me permite un espacio de tiempo mental en el que me libro de esa situación o me imagino venciéndola. Y por supuesto, para cualquier tipo de desafío, en el que visualizo mi futuro éxito tal y como conseguiré alcanzarlo.